ARTÍCULOS

¿Dónde están mis pies?

Fecha 0000-00-00 00:00:00

¿Dónde están mis pies?

Gaby Vargas

Hay sabores aprendidos. Esos que de niños nos disgustan y de grandes descubrimos como, la cerveza, el queso fuerte o el chocolate amargo. Lo mismo sucede con las palabras. Una de ellas, es la palabra: presencia. Estar presentes se aprende. Requiere la conciencia de monitorearme, de darme cuenta “En este momento ¿dónde estoy?” “Del uno al diez, qué tan presente estoy”. Cuando sentimos que algo falta en nuestra vida, por lo general, somos nosotros mismos.

Tenemos en especial tres centros de inteligencia que al alinearlos, nos ayudan a estar más presentes: cabeza, corazón e institno. Cada persona tiene un centro predominante a través del cual percibe la vida, sin embargo antes de tomar una decisión o de hablar, es importante llamar a los tres. Una forma de hacerlo es usar algún truco. Puedes apretar tu mano y decir “Aquí estoy”, puedes hacer tres respiraciones, o bien preguntarte “¿Dónde están mis pies?”

El Centro de la Cabeza

Las personas centradas en la cabeza tienen un razonamiento lógico, de pensamiento abstracto, y se les facilita el uso del lenguaje y de los símbolos. Sienten fascinación por el conocimiento, les gusta pensar, reflexionar, planear e imaginar. Es fácil que su mente “se pierda”  y divague por lo que, con frecuencia,  tienen que “reconectarse” al mundo. Al hacerlo, suelen experimentar temor a equivocarse, por eso, analizan, sintetizan, se cuestionan, elaboran planes y estrategias. También, suelen recopilar información para que su decisión sea más sabia. Este centro es el que está más asociado con la inteligencia y la comprensión. Incluso, las pruebas de inteligencia, que algún día nos hicieron en la escuela, se basaban en la evaluación de este centro.

El Centro del Corazón

Las personas centradas en el corazón, actúan y reaccionan en base a las emociones. Las relaciones afectivas suelen ser lo más importante para ellas, por lo que suelen preocuparse de las necesidades de otros.  A través de este centro, se conectan con las personas y con ellos mismos. Su  atención se enfoca en cómo los ven los demás por lo que, a veces, se desconectan de sus verdaderos sentimientos. Buscan sentirse amados y valorados por lo que se adaptan fácilmente a los demás. Es frecuente que su bondad, su éxito y su originalidad impresionen a los que los rodean.

El Centro de la Intuición

Las personas centradas en la intuición, actúan y reaccionan desde su instinto. El cuerpo tiene una inteligencia y una sensibilidad impresionante y también posee su propio lenguaje.  Ahí está su poder y su fuerza… Ellos “saben, sienten” la mejor manera de hacer algo. Intuyen y van a la acción de inmediato.  Este centro se localiza en el estómago, debajo del ombligo, y desde ese punto captan al mundo, no sólo por su ubicación espacial sino por su actitud. Saben cuando una persona es o no sincera, auténtica. Tienen una gran capacidad para develar las máscaras sociales. Su tema principal es la supervivencia, la autoconservación y la seguridad.

La aportación de cada uno de estos tres centros es importantísima para hacernos seres humanos más completos, conscientes y equilibrados. La clave está en entenderlos, en saberlos escuchar y encontrar el justo equilibrio de lo que nos informan. ¿Cuál es tu principal centro de inteligencia? Ante una decisión ¿Qué te informa la cabeza? ¿Qué dice tu corazón? ¿Y tu instinto? Observa si los tres centros están en armonía o en conflicto.

La próxima vez que tengas que tomar una decisión, recuerda traerte al presente. Y una forma de hacerlo es preguntarte “¿Dónde están mis pies?

Foto:

Comparte

Regístrate



Ingresa tus datos

Debes ingresar un correo

Twitter



Facebook



Esta Semana



LEER MAS

CONFERENCIAS


Conéctate...

Despierta, date cuenta de lo que eres y vales

Sentimientos encontrados. Pareciera que la Tierra al moverse nos hubiera movido el alma a todos. Orgullo y desolación es lo que hemos sentido durante ...

Despierta, Date Cuenta De Lo Que Eres Y Vales