ARTÍCULOS

¿Víctima o cómplice?

Fecha 0000-00-00 00:00:00

¿Víctima o cómplice?

 

Gaby Vargas

 

Quienes hemos escuchado alguna vez a Fernanda Familiar en su programa de radio, hemos podido constatar que tiene una forma muy especial de hacer entrevistas. Se caracteriza por su buen humor, su generosidad, su manera de crear empatía, de bajar la guardia del entrevistado y por las preguntas que realiza, como: “¿A qué huele el éxito?”. O: “¿Qué te ha tomado por sorpresa?”; mismas que nos involucran y enganchan.

 

Día a día, desde hace no sé cuántos años, Fernanda y su voz nos acompañan en el coche, en el trabajo, en la casa o en donde nos encontremos. Después de conocerla por muchos años, admiro su profesionalidad, en especial, después de leer su libro ¡No la vi venir!, en el que nos comparte algunos momentos de dolor que ha vivido y que, con mucho esfuerzo, ha superado. Como radioescuchas posiblemente nunca los hemos notado. Imagino que tener el corazón roto y dar los buenos días a su audiencia, de manera alegre y positiva, como si el mundo le sonriera, no ha de ser ¡nada fácil!

 

En su libro y a partir de su experiencia, Fernanda nos narra varias historias que reflejan todas las variantes de la miseria humana. Desde infidelidades, robos y traiciones, hasta secuestros y enfermedades, con el propósito de compartir su experiencia, aprender de ellas y procurar que la vida no nos tome por sorpresa –como subtitula su libro.

 

Después de la experiencia que la inspiró a escribir su libro, Fernanda se pregunta: “¿No la vi venir? ¿O no quise verla venir?”. Su reflexión nos lleva a revisar nuestra propia historia. Esos momentos en la vida en que vemos, pero aparentamos que no vemos; en los que reprimimos las emociones, logrando sólo que su presión se haga visible en otro lado –tal como sucede con un globo relleno de agua al apretarlo–; verdades que no queremos o no nos conviene escuchar, hasta que, por no atenderlas, por supuesto explotan.

 

Al mismo tiempo, Fernanda nos plantea la pregunta: “¿Para qué suceden estas dolorosas experiencias? ¿Cuántas veces, movidos por una vocecita interior o una sensación en el estómago, decimos “no” a algo que la lógica nos invitaría a decir “sí”? ¿Víctima o cómplice? Sin embargo, no podríamos explicar por qué actuamos de cierta manera. ¿Por comodidad? ¿Por miedo al cambio? ¿Por no querer conflictos? Es así que las historias nos ayudan a darnos cuenta de que, con frecuencia, es más fácil colocarnos en el papel de víctimas que hacernos responsables.

 

Lo que podemos leer entre líneas es un llamado a escuchar la sabiduría de nuestro cuerpo, la sensibilidad de nuestra voz interna, y la lógica del sentido común. Atender a éste sistema integrado de gps natural que tenemos –que no se equivoca– y que solemos ignorar provocando que una falta de armonía se apodere de nosotros.

 

Al final del libro, en las participaciones que tienen expertos como Emilia Kanan, Raymundo Morado, Sandra Schaffer, Jorge Bucay y Daniel Goleman, nos hablan de los diferentes miedos que tenemos y de cómo, de manera consciente o inconsciente, huimos del amor romántico. Se menciona la importancia de usar la lógica en nuestra vida diaria, se hace referencia a la culpa y sus estragos inútiles, así como a la imperiosa necesidad de conocerse a uno mismo.

 

En fin que, como es costumbre en su programa, Fernanda termina planteándonos la pregunta: “¿Con qué te quedas?”. Y así, sin máscaras y con el corazón en la mano, nos invita a ser valientes y honestos para enfrentar los conflictos y evitar que un día nos escuchemos decir: “¡No la vi venir!”.

 

 

 

Foto: https://smileitsfree.files.wordpress.com/2011/01/ciego-y-mudo.jpg

 

Comparte

Regístrate



Ingresa tus datos

Debes ingresar un correo

Twitter



Facebook



Esta Semana



LEER MAS

CONFERENCIAS


Conéctate...

¿Qué esperas?

Te invito a observar los rostros de las personas en la calle y de paso, si te encuentras conalgún espejo o escaparate, a observar el tuyo. ¿Qué ves? P...

Discalculia, Cuando Los Números No Te Quieren -2